Matías Ferrero, bajista y voz de Guater Pruf Gruv nos presenta a su joven banda

"Quienes escuchen Guater se van a encontrar con una fusión de ritmos, si bien nuestras raíces son rockeras"

Guater Pruf GruvGuater Pruf Gruv

¿Cómo forma actualmente Guater Pruf Gruv?

La banda es formato trío y para algunos de nuestros temas tenemos cantantes invitados. Formamos así: Gopal Stecyk batería y percusiones, Rocío Martín teclados y coros, Matías Ferrero bajo y voces.

¿Cómo fueron sus comienzos?

Empezamos en el año 2017. Con Gopal integrábamos otro proyecto, hace unos 16 años que tocamos juntos. Cuando se terminó esa banda, encaramos la creación de Guater. Al poco tiempo convocamos a Rochu para que se sumara en teclados y desde ahí no paramos.

¿Cómo surge su nombre?

El nombre surge de la castellanización de “waterpoof”, palabra que siempre me llamó la atención de chico cuando salieron unos relojes que se promocionaban de esa manera. Años más tarde, cuando escuché “Las increíbles andanzas del capitán Buscapina” de Los Redondos “Super Walter, waterproof” la palabrita mágica quedó grabada en mi mente. Se lo propuse a Gopal y también le gustó, pero para darle un toque personal decidimos escribirla de manera argentinizada quedando Guater Pruf Gruv.

Cuéntennos con que se van a encontrar quienes los escuchen. ¿Cuáles son sus raíces?

Quienes escuchen Guater se van a encontrar con una fusión de ritmos, si bien nuestras raíces son rockeras, escuchamos e implementamos muchos estilos de música: funk, jazz, rock progresivo y por qué no, un poco de heavy metal. La idea es no limitarse a un sólo tipo de música, sino fusionarla poniéndole lo nuestro.

¿Cómo ven hoy la escena emergente? ¿Y cómo se ven ustedes dentro de la misma?

Hoy en día la escena emergente cuenta con grandes artistas. Creemos que hay muy buena música dando vueltas esperando a ser escuchada. Si bien la banda comenzó en 2017, nuestro primer show fue a fines de 2018, y tuvimos algunos más en 2019. Sentimos que estamos en crecimiento, sobre todo ahora con la salida de nuestro primer EP.

Antiguamente una banda dependía de que una discográfica los grabe, luego comenzó la etapa independiente en la grabación, pero dependiente en la distribución; pero hoy el disco llega al otro lado del mundo por internet el día que sale. Con las redes sociales y los cambios en el terreno de la difusión, ¿creen que cuentan con las herramientas necesarias para progresar?

Si, tratamos de estar siempre al tanto de las novedades en cuanto a la difusión del proyecto y procuramos hacer todo lo que esté a nuestro alcance para seguir progresando.

¿Qué nos pueden contar sobre su primer EP Atípica Danza de Moléculas?

En este EP quisimos dejar plasmados los primeros temas que compusimos, que en general son bastante variados. Y para esta primera placa discográfica, elegimos las canciones que creemos que tienen algo en común entre sí y que además representan muy bien el título del disco.

Estamos todos de cuarentena, guardados. ¿Cómo lo llevan? ¿Arman ensayos desde sus casas o juntadas virtuales a tocar un poco? ¿Planean algo especial (y a la distancia) para los seguidores?

Hoy por hoy estamos metiéndole a la difusión del EP. Nos mantenemos comunicados día a día y ya estamos trabajando en las maquetas de temas nuevos. Tenemos la idea de cuando se flexibilice un poco la cuarentena ver de armar algo vía Streaming para presentar los temas.

En este mundo hiperconectado, ¿cómo y dónde podemos escucharlos y seguir sus noticias?

Pueden saber de nosotros en Facebook, Twitter e Instagram. Los temas están disponibles para escuchar en Spotify, Bandcamp y Youtube.

¿Cómo se llevan con las redes sociales? ¿Las manejan ustedes o laburan con alguien?

En general nos llevamos bien, tratamos de sacarle el mayor provecho que se pueda. Actualmente estamos trabajando con Vicky Belohlawek, ella se está encargando de nuestras redes y de la difusión del material.