Desde Córdoba Federico Kenis nos presenta a Anticasper

"Nuestros comienzos fueron en una Córdoba muy distinta a la de ahora, y eso que no fue hace demasiado."

AnticasperAnticasper

¿Cómo forma actualmente Anticasper?

Anticasper actualmente es Fernando Rojas en batería, Nicolás Garriga en bajo, David Fontana en guitarra y voz y Federico Kenis también en guitarra y voz.

¿Cómo fueron sus comienzos?

Nuestros comienzos fueron en una Córdoba muy distinta a la de ahora, y eso que no fue hace demasiado. Era un caldo de cultivo donde mucho efervescía, todo en un level más amateur. Pero estilísticamente había mucha más ruptura, más caos, que naturalmente no llegaba a muchos oídos ya que era todo más desconocido, y todo se realizaba más a pulmón, sin guita alguna o con la autogestión de la unión de bandas que armaban sellos y cooperativas.

¿Cómo surge su nombre?

Surge de jugar con el autocorrector de un celular viejo que nos devolvió esa palabra.

Cuéntennos con que se van a encontrar quienes los escuchen. ¿Cuáles son sus raíces?

El o la que ponga un disco nuestro se va a encontrar con un pop rock psicodélico que intenta mover fibras y no deja de experimentar en ningún momento sin romper la concepción de canción. Va a encontrar una paleta interminable de colores, texturas, líricas y mensajes de gente que no se conforma con lo que tiene a la mano. Puede resultar incómodo, o puede resultar su mejor compañero en algún tramo de este viaje. Nuestras raíces musicales son tanto nacionales como internacionales. Tomamos la vertiente psicodélica en todas aristas y evolución. El espíritu de los 60 y 70 del folk psicodélico y progresivo argento y de afuera partiendo desde los Beatles, la Velvet Underground, David Bowie, Scott Walker, Talking Heads, The Flaming Lips, Pavement, My Bloody Valentine, Radiohead, Deerhunter y un largo etcétera.

¿Cómo ven hoy la escena emergente? ¿Y cómo se ven ustedes dentro de la misma?

Es una escena súper competitiva. Creo que se estandarizó un sonido, nuevamente pareciera que hay una sola forma de hacer las cosas, sino las puertas no se abren. Lo bueno de esto es que las bandas nuevas ya tienen incorporado el cómo armar ese caballito de batalla que supuestamente te abrirá paso en la indiferencia, la incomprensión y la hostilidad de este mundo. Nosotros nos vemos resistiendo, políticamente, estéticamente; reinventándonos a cada momento, buscando la manera de subsistir y seguir apostando a la originalidad y la experimentación.

¿Qué nos pueden contar sobre "Anillaco"?

“Anillaco” es nuestro segundo disco largo, pero nuestro cuarto material si contamos los EPs. Es un disco donde pelamos toda la artillería para saciar las ganas de hacer rock, vestido como si fuera un disco clásico de una era retro-futurista que nunca existió.

Probablemente la mayoría de nosotros ya escuchemos la mayor parte de nuestra música en soportes digitales. Más allá de la parte legal, ¿por qué seguir editando en el formato físico?

Nos gusta el CD porque representa mucho de cómo se escuchaba la música en nuestra infancia. Es como seguir trayendo a lo cotidiano un elemento del cual brotaron nuestros sueños de estar haciendo esto. Sin embargo, sabemos que se va haciendo casi imposible darse ese lujo en este país. Las bandas no pueden fabricarlo, la gente no puede comprarlo; muchos ya ni siquiera tienen donde reproducirlo. Sino fuera por el fomento del INAMU probablemente no hubiéramos podido fabricar las copias. Y probablemente hubiésemos destinado el dinero a otra forma de impulsar la difusión. Pero aprovechamos y nos sirve y algo genera todavía.

El sábado 30 se presentan en vivo junto a Nave y Gerardo Farez, ¿qué nos pueden contar sobre este show?

Este show será la presentación de “Anillaco” en Buenos Aires, es la primera vez que vamos desde que salió el disco el año pasado. Nos invitaron los colegas de Chancho Discos con los cuales hay muy buena onda, así que queremos darlo todo y seguro la vamos a pasar muy bien.

¿Tienen planeado lo que viene?

Está ahí latente, hay canciones, algunas maquetas, cierta visión. La idea un poco es no embarcarse en un disco largo sino en Singles y quizás un EP. Formatos más ligeros que nos permitan probar cosas nuevas en procesos cortos.

En este mundo hiperconectado, ¿cómo y dónde podemos escucharlos y seguir sus noticias?

En las plataformas habituales, para Streaming o descarga: Spotify, Apple Music, Bandcamp, etc. Redes sociales: Facebook e Instagram por supuesto.