De todo un poco, una interesante charla con Fede Fontenla, quien se encuentra presentando La Estanca Luz

"Lo que más importa es que tu canción, al final, pueda emocionar a alguien."

Fede Fontenla

¿Cómo forma actualmente la banda que te acompaña?

Philippe Bacque en guitarra y voces, Emiliano Di Nardo en teclados y programación, Vicky Ferreira en guitarra, teclados y voces, Martín Nasri en Bajo, Julián Semprini en batería y percusión, y Fede Fontenla en voz, teclado y guitarra.

¿Por qué elegiste el formato de solista?

Tuve la suerte de participar de muchas bandas, y de aprender y congeniar muchas decisiones. En este momento, tenía la necesidad de contar algo muy propio, con decisiones mías, que, si bien las comparto con el productor o incluso con los músicos, siempre me interesó la idea de lograr conceptos musicales, que se unan, que puedan ser íntimos, como pequeños mundos que se representan en esas canciones.

Además, claro, te da la libertad para jugar sin necesidad de miramientos ajenos.

¿Qué se van a encontrar quienes te escuchen?

Se van a encontrar con canciones sinceras, que incluso han resistido el paso del tiempo. Siempre fui genuino con mi arte, porque la principal razón es la pasión y necesidad de crear y expresarme. Luego si la canción emociona a un seguidor, el círculo cierra de manera perfecta. Pero no intento seguir modas, incluso soy inquieto y me gusta que los discos tengan un concepto y un sonido que lo represente, pero no que tengan la misma instrumentación ni rítmica ni formas. Desde el pop, abarcamos un gran abanico de géneros, que de algún modo me representa, desde el folclore, el rock, el blues, etc.

Pero detrás de todo eso, hay canciones sinceras.

¿Cómo ves hoy la escena musical porteña?

Los tiempos que corren no son fáciles, pero nunca lo fueron. Podemos enfocarnos en lo difícil, pero siempre hubo escenarios complicados, en algún sentido, por eso la batalla de un artista es siempre resistir creando. Personalmente sobre la música que hoy escucho, no sé si es mera casualidad o qué, pero resulta que me llega de artistas cordobeses o mendocinos, por dar ejemplo. Y hay músicos muy interesantes, el problema es poder encontrarlos, entre tanta oferta diversa.

Antiguamente una banda dependía de que una discográfica los grabe, luego comenzó la etapa independiente en la grabación pero dependiente en la distribución; pero hoy el disco llega al otro lado del mundo por internet el día que sale. Con las redes sociales y los cambios en el terreno de la difusión, ¿crees que los músicos cuentan con las herramientas necesarias para progresar?

Como te contaba antes, ese es un beneficio que antes no existía. Y es algo maravilloso. Hoy los costos de evitar editar físicamente un disco logran la posibilidad también de economizar un paso importante, y a la vez poder llegar a todos los lugares al mismo tiempo. El problema, es que estamos navegando en el océano y que alguien logre pescar tu música entre tanto mar, es, desde luego, algo complicado.

También está que hoy para muchos oyentes que tienen oferta de discos todos los días de manera gratuita, desvalorizan el trabajo que hay detrás de todo ese artista, a veces independiente, que tuvo que sortear muchos inconvenientes para lograr ese disco.

Pero, ¿sabes qué? Lo que más importa es que tu canción, al final, pueda emocionar a alguien. Y eso paga cualquier esfuerzo.

¿Qué nos podés contar sobre "La Estanca Luz"?

Es mi opera prima, y como tal resume unos 20 años de composiciones, que como antes mencioné, resistieron el paso del tiempo. Teníamos un amplio material para seleccionar y la tarea en algunos casos no fue fácil. Pero preferimos ir por algo que representara ese abanico de universos musicales que me representaba.

Lo hicimos con mucho amor, y con esa posibilidad grandiosa que te dan los años que transcurren desde que compusiste la canción. Perdés narcisismo, y todo se centra en un solo lema: “que gane la canción”.

Creo que eso lo logramos y es fiel reflejo el disco de escuchar una música que quizás no esté de moda, pero que seguirá viva aun en el paso del tiempo. Es un pop/rock clásico, con sonidos actuales, que coquetean con otros mundos.

Probablemente la mayoría de nosotros ya escuchemos la mayor parte de nuestra música en soportes digitales. Más allá de la parte legal, ¿por qué seguir editando en el formato físico?

Soy de los que amaban comprar un disco y llegar a casa poner la música y abrir el arte de tapa y disfrutar todo su contenido. Creo que ahí radica la edición del formato físico. En poder ofrecerle una continuidad de tu música, de tu arte, en ese formato.

Vas a presentar "La Estanca Luz" en Sirhan este 25 de octubre, ¿qué nos podés contar del show?

El show básicamente se va a centrar en tres puntos, la presentación del disco, algunos temas que formaran parte del próximo material que espero por editar el año que viene, y también un segmento que se llama “una que sepamos todos” que se centra en clásicos del rock argentino que de alguna manera me influenciaron, y por lo cual mucha gente que conoció mi música por las redes, va a poder verlo en vivo.

En este mundo hiperconectado, ¿cómo y dónde podemos escucharlos y seguir tus noticias?

Mi música esta subida a todas las plataformas, pero la encuentran completa en YouTube y en Spotify.

Por las redes donde mas me manejo es en Instagram y también en Facebook.