Hablamos con Gonzalo Cervantes sobre su banda Cuesta Arriva y la #LaFiestaConvecorta

"En el último tiempo se movió mucho el avispero y creo que se ha roto el paradigma gracias a las pibas que no se callaron más..."

Cuesta Arriva

¿Cómo forma actualmente Cuesta Arriva?

Nuestra formación fue cambiando a través del tiempo, pero en el último tiempo se mantuvo bastante. Seguimos siendo Bruno Perassolo en voz y guitarra acústica, Ramiro Marini y Pablo Gozálvez en guitarras, Gonzalo Cervantes en bajo, Franco y Matías Vettorazzi en teclados y percusión, respectivamente. La nueva incorporación fue la de Leo Sciffo en batería, quien se sumó a partir de este año junto con Guillermo Soster en armónica, que es ya casi un integrante más, aunque todavía no se animó a firmar el contrato.

¿Cómo fue el comienzo de la banda?

Cuesta Arriva nació entre Bruno y Pablo, quienes eran compañeros de colegio y reclutaron a un par de conocidos para armar la banda. Eso fue allá por el 2007, pero recién en 2009 se formó la base para lo que hoy es la banda.

¿Cómo surge su nombre y por qué con V?

Normalmente, cuando nos consultan acerca del porqué de Arriva “con V corta”, inventamos la respuesta, o repetimos alguna que ya se haya inventado. Sencillamente no hay una razón fuerte del porqué, simplemente surgió a partir de un viejo logo, en el cual la “V” de “Arriva” se unía con la “A” de “Cuesta”.

¿Cómo ven hoy la escena Under? ¿Y cómo se ven ustedes dentro de la misma?

Afortunadamente, en cierto sentido, el panorama está muy complicado. En el último tiempo se movió mucho el avispero y creo que se ha roto el paradigma gracias a las pibas que no se callaron más y desenmascararon en gran medida todo lo podrido del ambiente. Realmente han cambiado las reglas del juego y enhorabuena que así haya sido. Creemos que estamos en el principio de un proceso que llevará mucho tiempo, mucho trabajo interno, y sobretodo mucha responsabilidad para no volver sobre el gran paso que se dio a un under un poco menos viciado.

Antiguamente una banda dependía de que una discográfica los grabe, luego comenzó la etapa independiente en la grabación pero dependiente en la distribución; pero hoy el disco llega al otro lado del mundo por internet el día que sale. Con las redes sociales y los cambios en el terreno de la difusión, ¿creen que cuentan con las herramientas necesarias para progresar?

Las herramientas son muy diversas y posiblemente infinitas, el problema hoy es saber cómo administrarlas. El desafío en esta era “digital” está en llegar a un público que hoy tiene muchas posibilidades de toparse con tu música, así como también no encontrarte entre la infinidad de otras opciones que tiene. Hay mucho en las redes sociales que sirve bastante y está buenísimo que las bandas tengan la posibilidad a su alcance, pero creo que el “boca a boca”, sistema que siendo arcaico comparado con la era del Facebook, Twitter y demás, sigue siendo sumamente efectivo.

Su disco Si pudiéramos ver contó con varios e importantes invitados, ¿cómo llegaron y cómo designaron en qué temas participarían?

Siempre a la hora de plantear la grabación de un disco, casi como un juego pensamos en quienes podrían ser invitados. Esta vez tuvimos la suerte de volver a contar con amigos de Las Pelotas como Alejandro Gómez Ferrero en vientos y Gustavo Jove como drum doctor. Por medio de Nelson Pombal, productor del disco, quien además trabajó con Guasones, llegamos a Yamil Salvador y Maxi Timczyszyn y por suerte se re coparon para grabar en Ojos café. Para El Futuro del pasado, invitamos a Marquitos Scalerandi de Alma Bouquet, banda con la que compartimos mucha de nuestra historia y teníamos muchas ganas de que sean parte del disco.

Ustedes editaron su último disco primero en formato digital y al tiempo en físico. Más allá de la parte legal, ¿por qué seguir editando en el formato físico?

Nos gusta editarlos porque somos de aquellos que siguen creyendo en el disco físico, en apostar en un arte que sea original, como el que hizo Sebastián Marcó para Si Pudiéramos Ver. Somos muy del librito, y nos gusta trabajar en cada detalle, así que en ese sentido nos tomamos nuestro tiempo para editarlo en formato físico.

¿Para cuándo el nuevo material?

Ojalá sea muy pronto. La verdad es que las ganas están y estamos trabajando en los tiempos libres en nuevas canciones. Nos hubiera gustado poder estar en este momento con un nuevo disco para presentar, pero la situación no se dio, los costos se fueron muy lejos no pudo ser. Esperemos que para el año que viene podamos tener el tercer disco.

Se viene el #LaFiestaConvecorta en Uniclub, ¿qué nos pueden contar de la fecha?

Estamos muy entusiasmados y ansiosos por esta apuesta, que sin dudas es de las más grandes. El formato ya lo habíamos hecho en Quilmes, pero esta vez vamos por todo y nos pareció que Uniclub era el lugar ideal. Vamos a contar con Hotel Paranoia para abrir la noche, luego tocaremos nosotros y cerrará Quinta Nota, banda de cumbia que va a dar el pie a la fiesta. La verdad es que va a estar buenísima, y esperemos que la gente disfrute y la pase bien en nuestro cumpleaños.

En este mundo hiperconectado, ¿cómo y dónde podemos escucharlos y seguir sus noticias?

Estamos en todas y cada una de las redes. Tanto en Instagram como twitter como @cuestaarriva, y Cuesta Arriva en Facebook, y es ahí donde subimos todas las novedades de la banda. Los discos pueden escucharlos en Spotify y pueden ver los videos oficiales de Ojos Café y Domselaar en nuestro canal de YouTube.